Otros articulos:

nectarportadainicio

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

El A. sediba no podía haber sido el antepasado del Homo, no solo porque el representante más antiguo conocido del Homo es 800.000 años mayor, sino también porque el A. sediba no tiene todas las características morfológicas que uno esperaría ver desde el primer Homo"


El Australopithecus sediba, considerado por algunos antropólogos como el ancestro de la humanidad, apareció más probablemente cuando ya existían otras especies del género Homo.

De esta manera pertenecería a una rama lateral de evolución, sostiene un estudio de Andrew Du y Zeresenay Alemseged, investigadores de la Universidad de Chicago (EE.UU.), publicado en la revista Science Advances.

El A. sediba, cuyos restos fósiles más antiguos se remontan a cerca de 1,98 millones de años, marcaría el tránsito de un género a otro, al combinar los rasgos de australopitecos y humanos a la vez.

Lea El cambio climático pudo haber incentivado la evolución humana

La teoría no fue refutada ni aun después del hallazgo, en 2015, de una mandíbula de entre 2,75 y 2,8 millones de años y obviamente perteneciente a un individuo del género Homo: dada la escasez de muestras, se suponía que los vestigios de A. sediba anteriores a los huesos de ese "Homo más temprano" (que por ahora no tiene nombre) estaban por ser encontrados.

La estimación resulta del hecho de que el tiempo promedio de existencia de las especies de simios no supera un millón de años. Por ende, el ancestro más probable de los humanos es el A. afarensis, primate que precedió al Homo más temprano y compartía con él algunos rasgos morfológicos, concluyen los investigadores.

Le interesa Nuevas pruebas genéticas demuestran que humanos siguen evolucionando

Fialmente, precisan que aunque el A. afarensis es el ancestro más probable del género Homo, eventualmente podría aparecer un candidato mejor.

gifgooglenews

americanenglishcompany