Otros articulos:

americanp

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La Corte derogó –aunque con efectos que no son inmediatos– 28 artículos que regulaban el derecho a reunión y a las manifestaciones públicas, ya que las reformas a esos derechos se debían realizar con una ley estatutaria –más exigente– y no por una ley ordinaria


Reglas sobre la protesta y reunión: la Corte derogó –aunque con efectos que no son inmediatos– 28 artículos que regulaban el derecho a reunión y a las manifestaciones públicas, ya que las reformas a esos derechos se debían realizar con una ley estatutaria –más exigente– y no por una ley ordinaria. No obstante, las normas se seguirán aplicando por dos años, plazo dado por el alto tribunal para regularlas.

Traslado de ciudadanos alterados: la Corte decidió que los ciudadanos que deambulen en estado alterado de consciencia por enfermedad mental, consumo de alcohol o drogas, o participen en riñas, pueden ser llevados a un hospital o sitios que determinen las alcaldías. El alto tribunal condicionó que este traslado solo será posible si los municipios cuentan con las instalaciones adecuadas.

Ingreso a viviendas sin orden judicial: ante el ingreso de las autoridades a residencias ciudadanas, la Corte ordenó que, luego de tomada esta medida, debe haber una revisión posterior de un juez que determine la legalidad del proceso.

Traslado de habitantes de calle: la Corte tumbó el artículo 41 del nuevo Código que establecía que la Policía debía trasladar a hogares o centros de atención a los “habitantes de calle que se encuentren bajo el efecto de sustancias psicoactivas que les vulneren su voluntad y que generen la alteración de la convivencia”. Para el alto tribunal, este procedimiento sería discriminatorio, ya que no se imponen las mismas condiciones a todos los ciudadanos.

Medidas por daños ambientales: la Corte tumbó el artículo 191