Otros articulos:

americanp

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Minambiente habilitó más zonas compatibles con la minería. Pasaron de abarcar 11.000 a 18.000 hectáreas. Una magistrada suspendió la decisión para verificar si acoge el mandato de proteger el río Bogotá. Según ambientalistas, se afectan ecosistemas vitales


“Nuestro municipio es de vocación ecoturística y agropecuaria”, aclara William Forero, alcalde de Cogua, población a una hora de Bogotá que disfruta la riqueza natural que rodea el embalse de Neusa. “Por eso, no estamos de acuerdo con que habiliten más de 4.000 hectáreas para minería. No la queremos”.

Su molestia surge por la resolución 2001 del Ministerio de Ambiente, que el 2 de diciembre pasado definió 21 zonas compatibles con minería (ZCM) en la sabana de Bogotá. La medida provocó un zaperoco, no sólo por la oposición de los ambientalistas, sino porque la magistrada Nelly Villamizar, del Tribunal Administrativo de Cundinamarca y encargada de velar por el cumplimiento del fallo que ordena salvar el río Bogotá, suspendió el 16 de diciembre los efectos de la decisión, mientras verifica si ésta cumple con la protección del principal afluente de la región.

Cogua es tan sólo uno de los 21 municipios tocados por igual número de nuevas ZCM en las que se permitirán actividades mineras de ahora en adelante. La resolución también ordena terminar con la explotación por fuera de esas zonas, para lo cual las empresas involucradas deben acogerse a un plan que las obliga a dejar el ecosistema donde operan apto para actividades forestales o agrícolas.

Así cumple el Ministerio, en el papel, con el mandato de la Ley 99 de 1993. Esta norma, además de d