Megacity

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Es un domingo como otro cualquiera. El club de ajedrez de Munuki (distrito de Juba), nacido en un país en guerra, obtuvo en 2018 su primera medalla de oro en un concurso internacional de ajedrez


Las jugadas se encadenan en un patio trasero de Juba, la capital de Sudán del Sur, bajo la luz del atardecer. Ante un pequeño grupo de espectadores Angelo Legge sortea sin esfuerzo la defensa siciliana de Deng Costa.

Lea El ajedrez podría ser deporte olímpico en París 2024

Angelo Legge asegura que sus compañeros le llaman "Angelo el Grande". Aprendió a jugar cuando estudiaba ingeniería en la ciudad sudanesa de Jartum durante la guerra de independencia del Sur. Una independencia que Sudán del Sur logró en 2011. Fue una tregua corta porque a finales de 2013 se sumió en una guerra civil.

Para Legge, el ajedrez es ante todo una forma de olvidar una guerra que le impide ganarse la vida como ingeniero.

El reconocimiento

Después de más de cinco años de guerra marcada por atrocidades étnicas y millones de desplazados, el club de ajedrez es uno de los pocos lugares de encuentro pacífico entre miembros de distintas comunidades.

"La mayoría de las etnias y tribus juegan aquí al ajedrez", afirma Angelo Legge. "Nos hemos convertido en una cofradía y nos respetamos". La asociación sursudanesa de ajedrez fue cofundada en 2009 por Jada Albert Modi, consultor del ayuntamiento de Juba. 

Le sugerimos ¡Histórico! zipaquireño obtiene título de candidato a maestro de ajedrez

El Maestro

Modi ignora a qué se debe la popularidad del ajedrez en Sudán del Sur pero asegura que durante la guerra de independencia "los oficiales y los soldados jugaban al ajedrez cuando no combatían". "Muchos de nuestros dirigentes gubernamentales juegan".

Jada Albert Modi se alegra de que en el club Muniki desaparezcan las barreras sociales. Médicos y embajadores juegan con estudiantes.

"Existe realmente una gran diversidad de gente", dice. Cuando Juba fue escenario de combates en 2013 y 2016 -añade- "cuidábamos unos de otros".

Lea más de 7 Formas en que jugar ajedrez puede ayudar al cerebro

Los deportistas sueñan con introducir el ajedrez en los colegios, sobre todo para que las niñas aprendan. Y, quién sabe, a lo mejor un día Sudán del Sur contará con un Gran Maestro Internacional, el título más alto para un ajedrecista.

Después de más de cinco años de guerra, un acuerdo de paz firmado en septiembre permitió poner fin a los combates en buena parte del territorio y especialmente en Juba, donde Angelo Legge sueña con un futuro estable.

Fuente: AFP

mcp

logogooglenews

Pin It