Otros articulos:

nectarportadainicio

americanp

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La Edad Media puede definirse como una época en la que las costumbres y tradiciones se seguían a rajatabla. La falta de avances tecnológicos que se vivía en estos tiempos limitaba a una sociedad en la que tenían que adaptarse a lo que tenían


Calles medievales 

En esta época, el asfalto de las calles no solo no existía, la base de las carreteras de la época estaban conformadas por los excrementos. Animales y personas solían hacer sus necesidades en cualquier esquina o incluso en plena vía principal. Como te puedes imaginar… el olor era terrorífico.

Malos modales

La mayoría de personas no utilizaba los cubiertos para comer. Los tenedores surgieron en los años posteriores por lo que las enfermedades eran cada vez más comunes debido a la falta de higiene de los instrumentos utilizados para comer: las manos.

Así se cepillaban los dientes 

En la Edad Media, incluso se inventado pastas de dientes tradicionales elaboradas con romero chamuscado. Cabe destacar que este tipo de técnicas no daban muy buenos resultados pero ayudaban a que la pérdida de muelles fuera menor.

Comida alucinogena 

Las reservas de trigo solían agotarse muy pronto por lo que los granjeros usaban el centeno que tenían almacenado de anteriores cosechas. El principal problema de todo esto es que en muchas ocasiones se contaminaba con ergot, una especie de hongo que producía alucinaciones a todo aquel que lo degustaba. Los efectos eran similares a los que puede producir el consumo de LSD en la actualidad.

gifgooglenews

todoslosarticulospoinciana