Otros articulos:

americanp

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Algunas desaparecieron, perdiéndose para siempre innumerables secretos; otras han logrado permanecer y contienen enigmas y trascendentales libros y documentos solo al alcance de unos pocos


1. Biblioteca semidestruida de Herculano

En el año 79 d. E. C., Pompeya y Herculano quedaron sepultadas bajo varios metros de ceniza volcánica por la erupción del Vesubio. En la Villa de los Papiros, una residencia privada de Herculano, los arqueólogos encontraron 1800 rollos de papiros, parcialmente preservados por la ceniza. Se han aplicado las más avanzadas tecnologías para leer los papiros, pero todavía los resultados no son satisfactorios.

2. Biblioteca perdida de Iván el Terrible

Iván III, abuelo de Iván el Terrible, se casó con Sophia Paleologue, sobrina del último emperador bizantino, y llevó a Moscú una colección de libros que, según la leyenda, contenía parte de las célebres Bibliotecas de Alejandría y de Constantinopla. Los sucesivos zares engrandecieron la biblioteca, que estaba situada en unos sótanos del Kremlin. Tras la muerte de Iván el Terrible, la colección desapareció, probablemente por un incendio.

3. El pasaje secreto de Mont Sainte-Odile

La colección de valiosos libros y documentos antiguos del monasterio francés de Mont Sainte-Odile empezó a  disminuir misteriosamente en el año 2000. Se sospechó de robos y las cerraduras fueron cambiadas hasta por 3 veces, pero las pérdidas continuaron. Un guardia se apoyó casualmente en un estante y se abrió una puerta que daba a un pasaje secreto. Colocaron una cámara y atraparon a Stanislas Gosse. La mayoría de los documentos robados estaba en su apartamento.

4. Biblioteca de brujería de Himmler

El jefe de las tenebrosas SS nazis, Heinrich Himmler, era un conocido fanático del oc