Otros articulos:

nectarportadainicio

americanp

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Todos sabían que no era normal. Pero para los directivos, jugadores, rivales, afición y árbitros que desde hace 30 años han participado o presenciado partidos en el estadio "Juan Antonio Arias", ubicado en Bermejo, poco les había importado lo que hacía de esa cancha un caso único en el fútbol argentino


Por lo menos hasta ahora, ya que la sede del Club Social y Deportivo Liniers, donde disputa sus partidos de la primera D del fútbol de ascenso, ya nunca volverá a ser igual.

La razón es que la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) decidió, de repente, que había llegado el momento de regularizar el campo que popularmente se conoce como "la cancha de los arcos torcidos".

El problema es que no sólo son los arcos los que no cumplen con las dimensiones reglamentarias para jugar el fútbol; tampoco lo hacen las líneas laterales, ni las de los fondos, ni el tamaño de las áreas.

La irregularidad es tan evidente que al observar la chancha a través de la herramienta de mapas de Google lo que se aprecia no es un rectángulo, sino una especie de trapecio.

Para ser más exactos un trapezoide, ya que es un cuadrilátero irregular son líneas paralelas: ninguna de las líneas mide lo mismo que las que se encuentran del otro lado del campo.

Secreto a voces

Esta falta de "encuadre" fue suficiente para que la AFA ordenara cerrar el campo y exigir los arreglos correspondientes, algo que el club ya está haciendo, aunque con la evidente molestia por la "urgencia" del ente rector del fútbol argentino.

La cuenta oficial del club en redes sociales se hizo eco de un texto publicado en el sitio Liniers en Ascenso en el que se aclara que han pasado casi tres décadas y que "la estructura original del campo de juego se mantuvo por los años".

"Liniers inauguró el Juan Antonio Arias en 1987 militando en la C. Pasaron casi 30 años", expone el texto, justificando que si no se regularizó nunca las medidas fue por el alto costo que requería y por tiempo.

gifgooglenews