Megacity

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Pin It

Fin de semana trágico a causa del invierno en el centro del país. Las intensas lluvias del fin de semana cobraron seis vidas en el departamento y generaron deslizamientos, inundaciones y afectaron vías


El caso más trágico ocurrió en el kilómetro 90 de la vía Bogotá-Girardot. Casi a las 6:45 de la tarde del sábado, en el sector Puerto Araújo (municipio de Tena), una roca cayó justo sobre un bus de la flota San Vicente, causando la muerte de cuatro pasajeros. Las víctimas fueron Jorge Barrios, 35 años; Otoniel Barrios, de 42; Paula López Mejía, de 24. Hay un cuerpo sin identificar.  

A estas víctimas, se suman las que dejaron las tormentas eléctricas. En la vereda Santa Cruz, del municipio de Tenjo, murió un hombre, de 43 años, y en Bogotá, un técnico de la empresa Claro, mientas realizaba un cambio de cableado.

Vías afectadas en el departamento

Según los organismos de socorro, dos corredores se vieron afectados por las lluvias, al desprenderse parte de las bancas viales. Uno fue el de la vía Pacho – La Palma - Yacopí - El Peñón donde se desprendió media calzada. Otro, en la vía entre Vergara - Cerinza – Guacamayas. La Gobernación adelanta trabajos de rehabilitación, para recuperar la banca de las vías y habilitar la movilidad.

De igual forma, los organismos de socorro del departamento están alerta ante la creciente del río Magdalena, especialmente en los municipios de Puerto Salgar y Beltrán, donde hubo inundaciones que afectaron cultivos.  Además, realiza monitoreos en varias poblaciones, ante las alertas de la CAR, en las cuencas del río Bogotá, río Negro y el sistema lagunar de Fúquene y río Suárez.

Según  el capitán Álvaro Farfán, delegado de bomberos Cundinamarca, el departamento está en máxima alerta e hizo un llamado para que los municipios activen sus comités de emergencia. “Se recomienda estar atentos, acatar las medidas y reportar cualquier eventualidad”, concluyó.


logogooglenews
Pin It