Domingo 23 Julio 2017

10 extrañas epidemias y ataques de histeria colectiva que aún siguen siendo un misterio

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La mayoría desaparecidas, se sabe poco de cómo llegaron y casi nada de cómo se largaron


La enfermedad del meteorito Carancas

El 15 de septiembre de 2007, un meteorito impactó la tierra cerca del pueblo peruano de Carancas, en las proximidades del lago Titicaca, abriendo un cráter de 4,5 metros de profundidad. Unos 200 lugareños que se acercaron cayeron enfermos, con cefaleas, náuseas y vómitos, no se sabe el porqué. La mejor hipótesis es que el golpe del meteorito liberó vapores con arsénico, que la gente respiró.

9. La epidemia del bicho de Junio (abejón de mayo)

En el verano de 1962, más de 50 trabajadores de una fábrica textil estadounidense cayeron enfermos de dolores de cabeza, mareos y una dolorosa erupción. La fábrica fue cerrada y sometida a inspección, pero no se encontró ningún organismo que pudiera haber causado la epidemia. Sin embargo, después de una buena fumigación, el mal desapareció.

8. La epidemia de risa y llanto de Tanganica

El 30 de enero de 1962, los alumnos de una escuela de Tanganica, Tanzania, empezaron a sufrir accesos de risa y llanto. Al final del día, la mitad de la matrícula estaba riendo y llorando de manera histérica y poco después la escuela fue cerrada para evaluación.

Los médicos no encontraron nada extraño, pero los alumnos fueron reubicados en otras escuelas. A mediados de año había 14 escuelas cerradas y más de 1000 chicos enfermos. No afectó a los maestros y desapareció tan misteriosamente como llegó.

 7. La enfermedad del sueño de Kalachi

En 2010, los vecinos de la aldea kazaja de Kalachi empezaron a quedarse dormidos en medio de sus actividades cotidianas, algunos por varios días y cayendo en coma. Una teoría señala que se trata de gases provenientes de una mina de uranio inactiva, aunque las mediciones de calidad del aire no han reportado anormalidades. El pueblo fue evacuado.

6. La epidemia de desmayos de Cisjordania

En marzo de 1983, los chicos de una escuela del pueblo cisjordano de Arrabah empezaron a sentir dificultades para respirar y a caer desmayados. En pocas semanas, había más de 900 afectados en varias aldeas. Los palestinos acusaron a Israel de un ataque con gas. Se cree que pudo haber sido el sulfuro de hidrógeno proveniente de una letrina mal protegida.

5. La danza pecaminosa de Kolbigk

En el siglo XVI, unos 20 parroquianos de la aldea alemana de Kolbigk se pusieron a bailar y a cantar de manera descontrolada en el atrio de la iglesia. El sacerdote maldijo a los bailadores, acusándolos de pecado mortal, pero algunos no pararon hasta varios meses después. No se sabe qué ocurrió.

4. El Pokémon Shock

El 16 de diciembre de 1997, tras la emisión del capítulo Electric Soldier Porygon, de la popular serie de dibujos animados Pokémon, casi 700 niños japoneses sufrieron convulsiones y ataques epilépticos. Se cree que fueron causados por el intenso y repetitivo parpadeo de luces.

3. El sudor inglés

Durante el siglo XV apareció en Inglaterra una enfermedad altamente mortal, caracterizada por una intensa sudoración. Atacaba principalmente a los hombres, pero no a los bebés ni a los niños pequeños. Se repitió varias veces en Inglaterra y el resto de Europa, la última ocasión, a principios del siglo XX. Se cree que pudo estar ligada a las condiciones de salubridad.

2. El síndrome del cabeceo

Todavía no tiene cura y afecta a niños y jóvenes de entre 5 y 15 años que viven en algunas zonas de Sudán, Tanzania y Uganda. Los chicos empiezan a asentir patológicamente cuando comienzan a comer o cuando sienten frío. Se cree que puede estar vinculado a un gusano parásito que se halla en esas regiones. 

1. Dromomanía

La dromomanía es el intenso entusiasmo por viajar, que algunos llaman turismo patológico. En 1886, un hombre ingresó en un hospital de Burdeos, Francia, agotado y sin recordar cómo había llegado hasta allí. Despertaba en medio de una fuga, tras haber caminado decenas de kilómetros sin darse cuenta. El mal afectó a varios franceses a finales del siglo XIX y desapareció misteriosamente. 

publicidad articulos categorias

 

.

Otros articulos

Facebook
Para nosotros su opinión es importante, participe:

Organice su fiesta con:

CPT certificationCPT certificationCPT certification

Vive buenos momentos con:

nectarsidebar

En alianza con:

publision