Publicidad política pagada

vargasllerascabecerapc

nectarportadainicio

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
  • Rita Chrétien de 59 años estuvo 7 semanas alimentándose únicamente de frutos secos, caramelos y agua de un arroyo
  • Peter Sobrevivió durante 2 meses enteros comiendo tan solo hielo y nieve

Según el doctor Mike Stroud (profesor de medicina y nutrición de la Universidad de Southampton), el hombre es capaz de sobrevivir aproximadamente 60 días sin alimento, no más. Otro dato que avala su postulado es que éste es el lapso en el que quienes han realizado huelgas de hambre en prisión, tienden a morir, a pesar de que ellos están en condiciones de mayor comodidad.

Uno de los modos en los que este período puede tener sus excepciones referente a la forma en la que el metabolismo de cada persona disminuye para conservar energía corporal. El cuerpo humano en reposo sin hacer absolutamente nada, produce alrededor de 100 vatios de calor corporal, lo que podría hacer funcionar una bombilla de luz. Sin embargo, bajo estas circunstancias, el organismo comenzará a producir menos calor para mantener la temperatura. Ahí es donde un cuerpo más pesado tendría más de una ventaja.

Por otro lado, también hay quienes sostienen que el cuerpo es capaz de moderar la cantidad de calorías que necesita cuando se enfrenta a períodos de hambruna. Cuando el cuerpo deja de recibir alimentos, tiene que vivir de la glucosa ya almacenada en el organismo. Acabada la glucosa, entonces se pasa a la grasa, convirtiéndose en una fuente de energía secundaria de cuerpos cetónicos. Al terminar la grasa, se pasa a las proteínas recicladas del sistema y finalmente a los músculos, para así conseguir energía. Ésto último es considerablemente peligroso para el cuerpo, pues se empieza a perder importantes reservas de tejido.

Todo esto ocurre en 60 días. Por último, los científicos no descartan el hecho de que la mente y los aspectos psicológicos de cada persona jueguen un rol fundamental en la cuestión, siendo determinantes al momento de sobrevivir sin alimentarse. La concentración, el ímpetu por la supervivencia y la esperanza pueden hacer la diferencia.

bannerentodoslosarticulos